En este momento estás viendo 10 ejercicios para hacerte mentalmente más fuerte

10 ejercicios para hacerte mentalmente más fuerte

Desarrollar un poco de músculo mental podría tener un gran impacto en tu vida.

Todos tenemos la capacidad de construir fortaleza mental, pero la mayoría de las personas no saben cómo.

Pasamos mucho tiempo hablando de la fortaleza y la salud física, pero mucho menos tiempo en la fortaleza y la salud mental. Podemos elegir hacer ejercicios que nos ayuden a aprender a regular nuestros pensamientos, controlar nuestras emociones y comportarnos de manera productiva sin importar nuestras circunstancias, los 3 factores básicos de la fortaleza mental. Sin importar cuáles sean sus metas, construir la fortaleza mental es la clave para alcanzar su mayor potencial.

Amy Morin es trabajadora social clínica y psicoterapeuta licenciada. Desde el 2002 ha estado tratando niños, adolescentes y adultos. También trabaja como profesora de psicología adjunta. Esta charla se presentó en un evento local de TEDx y producida de forma independiente a las conferencias TED.

Si desea levantar objetos más pesados, necesita más fuerza física. Los bíceps grandes y la espalda fuerte te ayudarán mucho a hacer el trabajo pesado.

Bueno, lo mismo puede decirse de sus músculos mentales. Si quieres ser capaz de enfrentar desafíos más grandes y superar más obstáculos, necesitas más fuerza mental. 

Al igual que los músculos físicos, los músculos mentales requieren un buen entrenamiento. 

Y estos 10 ejercicios pueden ayudarlo a comenzar a desarrollar la fuerza mental que necesita para alcanzar sus objetivos . 

1. Replantea los pensamientos negativos.

Si tiene pensamientos catastróficos como «Esto nunca funcionará», intente reemplazarlos con algo más realista, como «Si trabajo duro, mejoraré mis posibilidades de éxito».

Es cierto que todos tienen días malos que conducen a pensamientos negativos, pero al buscar expectativas positivas y realistas, puede eliminar estos pensamientos pesimistas perjudiciales y equiparse mejor para manejar los días malos.

2. Crear objetivos.

Es divertido apuntar alto y soñar en grande, pero fijar la vista demasiado alto probablemente te llevará a la decepción.

En lugar de perder 100 libras, enfóquese primero en perder cinco. Cuando alcance esa meta, estará más motivado para perder las próximas cinco libras.

Cada objetivo que logra le da confianza en su propia capacidad para tener éxito. Esto también lo ayudará a identificar qué objetivos no son lo suficientemente desafiantes y cuáles son poco ambiciosos.

3. Prepárate para el éxito.

No necesita someterse a tentaciones todos los días para mantenerse mentalmente fuerte. Modifique su entorno de vez en cuando. Haz la vida un poco más fácil.

Coloca tus zapatillas deportivas al lado de la cama si quieres hacer ejercicio por la mañana. Retire la comida chatarra de su despensa si su objetivo es comer más saludablemente. Pequeñas cosas como esta pueden hacer mucho para evitar que agotes tu propia energía mental y prepararte para el éxito.

4. Haz al menos una cosa difícil cada día.

La mejora no se produce por accidente. Necesitas desafiarte a ti mismo a propósito. Sin embargo, asegúrese de analizar sus propios límites, ya que todos tienen una idea diferente de lo que es desafiante.

Ten el coraje de elegir algo un poco fuera de estos límites. Y luego da un pequeño paso todos los días.

Inscríbase en una clase para la que no cree que califica. Habla por ti mismo incluso cuando sea incómodo. Siempre presiona para ser un poco mejor hoy que ayer.

5. Tolerar la incomodidad para un propósito mayor.

La sensación de incomodidad a menudo puede llevar a las personas a buscar atajos poco saludables. Ver borracheras de televisión y beber en exceso son muletas emocionales comunes. Pero este tipo de soluciones a corto plazo a menudo crean problemas más grandes a largo plazo.

La próxima vez que experimente molestias, recuérdese el panorama general. Termine ese entrenamiento incluso cuando esté cansado. Equilibre su presupuesto incluso cuando le produce ansiedad . Tolerar emociones incómodas puede ayudarte a ganar la confianza que necesitas. 

6. Equilibra tus emociones con la lógica.

Si fuera 100 por ciento lógico todo el tiempo, podría vivir una vida aburrida, desprovista de tiempo libre, placer o incluso amor. Pero si basa todas sus decisiones en la emoción, puede gastar todo su dinero en diversión, en lugar de ahorrar para la jubilación o las inversiones. Para tomar las mejores decisiones, necesita equilibrar su lógica y emoción.

Entonces, independientemente de cuán pequeña o importante sea la decisión en su vida, verifíquese para asegurarse de que está equilibrando sus emociones con la lógica.

Estar demasiado ansioso, enojado o emocionado puede hacer que tome una decisión emocional. Por lo tanto, escriba una lista de pros y contras para cada decisión importante que tome.

7. Cumple tu propósito.

Es difícil mantener el rumbo a menos que conozca su propósito general. ¿Por qué quieres perfeccionar tu oficio o ganar más dinero?

Escriba una declaración de misión clara y concisa sobre lo que quiere lograr en la vida. Cuando tenga dificultades para dar el siguiente paso, recuérdese por qué es importante seguir adelante. Concéntrese en sus objetivos diarios, pero asegúrese de que esos pasos que está tomando lo llevarán a una meta más grande a largo plazo.

8. Busque explicaciones, no excusas.

¿No cumpliste tu objetivo? Luego examina las razones. En lugar de buscar excusas para su comportamiento, busque una explicación que pueda ayudarlo a mejorar la próxima vez.

Asuma toda la responsabilidad por cualquier deficiencia sin culpar. Cuando enfrenta y reconoce sus errores, puede aprender de ellos y evitar repetirlos.

Deja un comentario